2012: un año diplomático

On 22 febrero, 2013 by fies

El año 2012 ha sido uno de los más intensos a nivel diplomático para el Jefe del Estado. Entendiendo que esta es una de las dimensiones fundamentales de la Corona en España, queremos dedicar este artículo a analizar las repercusiones de su labor diplomática a lo largo del año pasado. Para ello nos centraremos en los puntos más reseñables, siendo conscientes de que dicha labor no queda limitada a estas actividades.

Los viajes al exterior comenzaron en junio con una primera parada en Brasil y Chile donde Don Juan Carlos viajó acompañado de un grupo de empresarios españoles. Chile y Brasil son socios fundamentales de España ya que allí se localiza el grueso de las grandes firmas de nuestro país llegando a contar hasta cuatrocientas empresas en Brasil y mil en Chile. Estos dos países son destino de los inversiones extranjeras españolas en Sudamérica estando las dos economías entre los diez destinos donde más aumenta la inversión española. La seguridad jurídica para la inversión extranjera en esos países es la principal ventaja, unida además a los buenos datos económicos. El objetivo es volver a ganar el peso que tenía España en el panorama internacional. Y en este caso las empresas españolas son la mejor baza para lograr este objetivo.

El siguiente destino del Rey fue Rusia. Allí Don Juan Carlos se empleó a fondo para transmitir al presidente Vladimir Putin una imagen positiva de nuestras empresas. El monarca ha señalado ante Putin y empresarios de ambos países, en relación a este país, que “Rusia es un aliado estratégico y que, a pesar de la distancia geográfica que los separa, resulta muy próximo”. Igualmente, ha señalado el Rey que “creemos que tenemos un enorme potencial en el que avanzar y que hay un gran margen de crecimiento”. Don Juan Carlos destacó que las empresas españolas “están participando actualmente en licitaciones con organismos rusos, están a punto de firmar o ya han firmado contratos con algún socio local”. El Rey hizo una “mención especial” al turismo, ya que “en el año 2012 se espera que por primera vez se rebase la cifra del millón de turistas rusos que visitan España”. “Como sabe muy bien, España siempre ha sido partidaria de avanzar de forma decidida hacia el objetivo de la eliminación de visados lo que ayudaría a aumentar el número de turistas en las dos direcciones” – recordó el Rey en el almuerzo que mantuvo con el Presidente Putin, y añadió que “nos gustaría que en el Programa de Partenariado para la Modernización que han suscrito Rusia y la Unión Europea, España tenga una participación muy activa y un gran protagonismo”.

Uno de los logros más importantes de España a nivel diplomático-económico en los últimos años ha sido la concesión a empresas españolas del contrato de la línea de alta velocidad que unirá La Meca y la Medina. Una concesión que tendrá importantes repercusiones en la economía española. La Corona, con el Rey a la cabeza, ha hecho una labor encomiable para que ese proyecto sea una realidad. Uno de estos gestos fue la audiencia en la que Don Juan Carlos recibió en el Palacio de la Zarzuela al príncipe Salman de Arabia Saudi, quien había jugado un papel fundamental en dicha adjudicación.

El periplo de Don Juan Carlos terminaba en octubre en la India. Su Majestad viajó acompañado por cuatro ministros, con el fin de dar impulso político a la presencia española en este país, tanto en el ámbito económico como para favorecer proyectos empresariales en distintos sectores, especialmente infraestructuras, transporte,industria, etc. Una delegación de unos doce consejeros de compañías españolas viajó junto a Don Juan Carlos. Con su visita oficial, se abre una nueva etapa en las relaciones diplomáticas con la India, un mercado de mil doscientos millones de personas abiertos a inversión extranjera.

© Casa de S.M. el Rey / Borja Fotógrafos Don Felipe y Doña Letizia durante su visita a las obras de ampliación del Canal de Panamá en el Pacífico

Siguiendo la senda de viajes de su padre, Don Felipe inició su gira centroamericana en Nicaragua donde se reunió con el presidente Daniel Ortega. De este país viajó a Honduras y de ahí, a la investidura del nuevo presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina. En octubre los Príncipes retomaron la ruta en primer lugar en Panamá, uno de los países hispanoamericanos que más están creciendo. Más tarde, viajaron a Ecuador donde el propósito era apoyar a los empresarios emplazados en la región y vender la marca España.

Finalmente, en diciembre el Príncipe asistió a la investidura del Presidente de México Peña Nieto.

Alberto LÓPEZ SERRANO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.